Varillajes convencionales

Varillajes convencionales

El varillaje es el transmisor de la rotación y del empuje al útil de corte.
Debe ser hueco para permitir la circulación del fluido de perforación hasta
el frente del tubo testigo (corona).

Existen diferentes tipos de varillaje y diferentes diámetros. El tipo de
unión de una varilla con otra varía en las diferentes normas.

Las características de los aceros con los que TECSO, S.A. fabrica los
varillajes, son superiores a los exigidos por las normas que los regulan.
Un varillaje equilibrado y en buenas condiciones hace que se transmita
el movimiento de rotación y el empuje sin vibraciones y sin “campaneos”.

Esto ahorra roturas y desgastes prematuros de los materiales.
Es especialmente importante cuando se trabaja con coronas de diamante.